Envío gratis a partir de   Envío gratis a partir de
100 € para España península
 
Queso Curado de Oveja
Envío gratis a partir de 100 € para España península
Buscar...
Queso Curado de Oveja
 
Queso Curado de Oveja
Queso Curado de Oveja Queso Curado de Oveja Queso Curado de Oveja

Queso Curado de Oveja


Queso curado puro de oveja manchego de alta calidad.

 
18,00 € (IVA incluido)
Envío Gratis
Envío Gratis
Envío gratis a partir de 100 € para España península
 

Medio Queso de 1 a 1,1 kg
18,00
17,14 €/Kg aprox. IVA incluido
¿Tienes alguna duda sobre este producto? Pregúntanos directamente aquí

Compartir:
 
Queso curado puro de oveja manchego de alta calidad.
 
 
 
Productos relacionados
 
 
 
Productos relacionados
 
 
 

Queso curado puro de oveja manchego de alta calidad.


Madurado lentamente.


Queso mantecoso y cremoso con final cautivador.


Pasta color marfil con olor profundo y larga persistencia en boca.


Elaborado a partir de leche de oveja manchega pasteurizada.


Presentación del producto: envasada al vacío.

Conservar el queso envasado en el frigorífico a una temperatura de entre 0ºC y 8ºC.


Cuando quiera comenzar a disfrutarlo, sáquelo del frigorífico, corte lo que desee consumir y tire la bolsa de plástico.


Posteriormente, guarde el trozo restante en el frigorífico envuelto en film transparente si no quiere que el queso cure más o, por el contrario, si prefiere una mayor curación y sabor, deje el trozo de queso restante en un lugar fresco y seco cubierto con un paño limpio.


Antes de consumir el queso cortado, déjelo a temperatura ambiente durante 1 o 2 horas.

Queso curado puro de oveja manchego de alta calidad.


Madurado lentamente.


Queso mantecoso y cremoso con final cautivador.


Pasta color marfil con olor profundo y larga persistencia en boca.


Elaborado a partir de leche de oveja manchega pasteurizada.


Presentación del producto: envasada al vacío.

Conservar el queso envasado en el frigorífico a una temperatura de entre 0ºC y 8ºC.


Cuando quiera comenzar a disfrutarlo, sáquelo del frigorífico, corte lo que desee consumir y tire la bolsa de plástico.


Posteriormente, guarde el trozo restante en el frigorífico envuelto en film transparente si no quiere que el queso cure más o, por el contrario, si prefiere una mayor curación y sabor, deje el trozo de queso restante en un lugar fresco y seco cubierto con un paño limpio.


Antes de consumir el queso cortado, déjelo a temperatura ambiente durante 1 o 2 horas.

Si tienes una cuenta con nosotros, por favor conéctate.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias
¿Quieres descubrir nuestras ofertas y promociones en jamones y embutidos ibéricos? Suscríbete